Cardan

Reparación de cardán

Cuando hablamos de cardán nos referimos a un sistema mecánico de suspensión que consiste en 2 círculos que son concéntricos y cuyos ejes suelen formar un ángulo recto, lo que permite mantener una orientación de un eje de rotación en el espacio aunque se mueva su soporte. Esto significa que el objetivo del cardán es transmitir el movimiento de rotación desde un eje conductor hacia otro conducido, esto a pesar de no ser colineales.

Los componentes principales en los cardanes suelen constar de 3 componentes, estos son:

  • La pieza de acople al eje del motor, este dispone de un orificio estirado que se acopla en el árbol de toma de fuerza del tractor así como en otro tipo de fuente de potencia.
  • El eje conductor, este suele transmitir la potencia rotativa del eje del cardán, además este puede ser fijo o con una conexión que es telescópica lo que permite absorber los desplazamientos horizontales.
  • La pieza de acople del eje conducido, este es muy similar al acople que va al eje motor, este suele disponer de un orificio estirado que se acopla al eje conducido por el implemento o en todo caso a otro tipo de maquinaria.

Además de ello, poseen otros dispositivos como:

  • El mecanismo de giro libre, este permite la transmisión del movimiento libre, esto desde el eje motor hacia el eje conducido.
  • Las cubiertas de protección, esto por lo general son conos o tubos hechos de plásticos que evitan la entrada en contacto directo con las piezas que se encuentran en movimiento (Horquillas y ejes).
  • El mecanismo limitador de toque, este aparato limita o corta la transmisión de los movimientos que se encuentran entre el eje motor y el eje conducido.

 

El cardán en el coche y su importancia

En el coche el cardán es uno de los aparatos de la transmisión que junto a la caja de cambios suelen ser elementos que forman el árbol de transmisión. En aquellos coches que no montan juntas homocinéticas se encuentran 2 cardanes que están conectados a las ruedas motrices, esto a excepción de los coches 4×4 que poseen 4 ruedas motrices.

El cambio del cardán suele efectuarse aproximadamente a los 100.000 kilómetros, antes se debe chequear el estado de los fuelles cuando se vaya a efectuar el mantenimiento del coche.

Al encontrarse las ruedas motrices en la parte delantera, los cardanes suelen sufrir el esfuerzo de dirección y de suspensión, esto los somete a un desgaste mucho mayor. Si las ruedas motrices se encuentran en el eje trasero, estas suelen soportar los rigores de la suspensión.

 

Fallos en el cardán

El árbol de transmisión se encuentra compuesto por distintos componentes, al existir avería o algún fallo es importante indagar cuál se encuentra afectado.

La junta del cardán puede encontrarse defectuosa o posiblemente la funda protectora de la junta se pudo agrietar.

Si el árbol de transmisión se ha desgastado suele oírse un ruido de traqueteo cuando se va conduciendo, además de vibraciones fuertes en el volante, esto cuando se realiza una curva. Al ser la avería mucho más grave se oye un crujido rítmico cuando se arranca el coche, además cuando se da una curva y el cardán comienza a sonar. Cuando la brida del cardán tiene alguna fuga, el aceite saldrá de la caja de cambios.

Causas de las averías en el cardán

Algunas de las posibles causas de las averías en el cardán pueden ser:

  • Filtración de la grasa del cardán a través de una manga que se encuentra rota.
  • Los errores en la instalación o en su montaje, así como los accidentes pueden ocasionar deformaciones mecánicas o posible compresión.

Mantenimiento del cardán

Las recomendaciones que dan los expertos es el cambio del cardán, esto cuando se haya superado los 100.000 kilómetros, antes debe llevarse una inspección de los llamados fuelles, esto debe efectuarse de manera periódica, con el propósito de evaluar que todo esté en perfecto orden.

  • Es importante que no se arranque de manera brusca si las llantas se encuentran cruzadas.
  • Las crucetas deben encontrarse bien engrasadas para facilitar el movimiento.
  • Es necesario mantener limpio los guardapolvos frecuentemente, lubricándolos de manera correcta.

El desgaste mayor suele darse en aquellos coches que poseen tracción delantera, esto se debe a que los cardanes tendrán que soportar un esfuerzo en la dirección y la suspensión. En los coches que cuentan con tracción trasera, el cardán solo tendrá que lidiar con el deterioro que es causado por la suspensión.

Call Now Button
WhatsApp chat
Reparaciones Sánchez